¡Necesitamos inmigrantes!

Imagen de moonietunes en Pixabay

Yo pertenezco a la generación conocida como baby boom, que somos los nacidos entre 1960 y 1975 en España, más o menos. A día de hoy, yo me jubilaría en 2032, pero poquito a poco nos llegan noticias, que no salen en portada ni entre otras noticias más importantes, como una aguita que cala poco a poco, con mensajes subliminares, de que no hay dinero para pensiones, que vamos a tener que jubilarnos más tarde, que si las pensiones tendrán que ser mixtas, la mitad pagada por el Estado y la otra mitad por un plan de pensiones privado (si se tiene, claro) etc.

Miren. En primer lugar, nuestras pensiones no deben depender de los impuestos. La hemos estado pagando a lo largo de nuestra vida laboral con nuestras cotizaciones. Si ustedes, señores políticos que nos gestionan, no tienen dinero ahora, búsquenlo. El dinero no desaparece. Sólo cambia de sitio. Pregunten por quien lo tiene y cuando lo sepan, pídanle el dinero. Y si no lo quieren dar, se lo quitan. Que es nuestro: de los pensionistas y de los futuros pensionistas.

Pero vista la experiencia y lo malos que son nuestros políticos gestionando, sí nos conviene recoger impuestos por lo que pueda pasar. Y ahí nos encontramos con el problema. La pirámide poblacional es clara. Desde los años 80, la población no deja de descender y cada vez somos menos jóvenes y más ancianos. Esta es la causa más clara y real de que España necesitará de personas extranjeras si queremos mantener no ya nuestro sistema público de pensiones tal como lo conocemos, sino el resto de servicios públicos como pueden ser la sanidad y la educación.

Sigue leyendo

¿Sabemos lo que hicimos el último domingo?

Fascismo

Fascismo

Las últimas elecciones generales nos tiene asombrados a todo el mundo por los resultados. Es lo que tiene votar con las tripas y no con el cerebro. Votar cansados, hartos, con más ganas de castigar a una clase política, que se merece un buen escarmiento por obligarnos a repetir elecciones como si hubiéramos votado mal, que votar a partidos políticos que nos solucionen los problemas.

La ciudadanía ha tirado la toalla. Ya no votan a los políticos para esa solución de problemas. Es que ven a la política como un problema. Han dado por perdidas sus pensiones, sus derechos laborales. No creen en una ley de dependencia que nunca les llega. Se han acostumbrado a morirse esperando en una lista de espera. ¿Qué les queda ya para ilusionarse?

Sigue leyendo

LA ORIENTACIÓN DEL VOTO CRISTIANO EN LAS ELECCIONES

Culto

Culto

De nuevo llegan las elecciones y con ella, como el turrón por Navidad, las presiones de los obispos, pastores protestantes, etc.. para influir en el voto cristiano. Realmente esta presión no es necesaria porque el Evangelio es muy claro a la hora de ayudar a pensar qué partido es el que más se acerca a los valores del Evangelio, que no es otra cosa que un modelo de vida, una guía a seguir según lo que Jesús de Nazaret nos enseñó. Pero el clero y las organizaciones protestantes caen en el error de anteponer sus intereses como colectivo a los del mismo Evangelio y así orientan el voto dependiendo de cuestiones a las que Jesús no dedicó ningún tiempo, como es la creación de empresas dedicadas a la sanidad o la educación, a inmiscuirse en asuntos personales de la gente como son las relaciones sexuales o influir para votar a tal o tal partido porque esos les regalan inmuebles o no le cobran impuestos, por poner algunos ejemplos.

Pero Jesús es bien claro en su Evangelio. Es verdad que no podemos saber a ciencia cierta a quién votar, porque ningún partido tiene un programa igual al que Jesús plantea. Pero sí podemos averiguar a qué partidos no debemos votar los cristianos y cuales se les acerca más..

Sigue leyendo

¿Cómo tiene que ser un pobre según las derechas?

Voluntaria dando de comer a pobres – Foto Pixabay

Hace unos cuantos días leía un mensaje de Cáritas pidiendo con urgencia leche, azúcar, aceite café y colacao. Conociendo la autoridad moral de Cáritas y sus actividades, yo ni me lo cuestiono. Nadie mejor que quién mira al pobre directamente a los ojos para saber lo que necesita. 

Pero ya saben ustedes como son las redes sociales: un fiel reflejo de la sociedad. Mientras la mayoría atendía a ese petición en silencio, como debe ser, sin que su mano derecha sepa lo que hace la izquierda, los de siempre arremetieron contra la petición en lo comentarios, desviando la atención a lo que ellos pretenden siempre: justificar la existencia del pobre y culpabilizarlo de su pobreza. 

El comentarista más furibundo se indignaba porque se pedía café y el café, según él, no era un alimento básico. Comentario aplaudido con muchos ‘me gusta’

Miren, hace tiempo me pasó una situación que me hizo pensar. Un gorrilla me pidió un euro por tener el coche aparcado. Ya saben, ese ‘impuesto revolucionario’ que tanto nos molesta, porque tiene guasa dar dinero después del pagar el O.R.A. Dinero que uno da, no por generosidad, sino pensando en que una venganza del gorrilla te puede arañar el coche.

Era tarde noche cuando le di el euro y me dijo: ‘Qué bien, con esto que me da usted y lo que he cogido hoy, ya me puedo tomar una cerveza y puedo ver el fútbol en el bar’.

Sigue leyendo

Villancicos del Open Arms

Foto Open Arms

Foto Open Arms

Una adaptación a los tiempos de hoy del villancico tradicional conocido como ‘Los caminos se hicieron…’

LAS PATERAS SE HICIERON,
CON AGUA, VIENTO Y FRÍO,
NAVEGABA UN AFRICANO,
MUY TRISTE Y AFLIGÍO, ¡GLORIA!,
A SU BENDITA MADRE VICTORIA,
¡GLORIA AL RECIÉN NACÍO, GLORIA!.
LLEGARON A UN PAÍS,
PARA PEDIR POSADA,
Y EL GOBIERNO INGRATO,
IBA Y SE LA NEGABA, ¡GLORIA!,
A SU BENDITA MADRE VICTORIA,
¡GLORIA AL RECIÉN NACÍO, GLORIA!.
YO NO DOY POSADA,
YO NO DOY ACOGIDA,
A LAS DOS DE LA NOCHE,
A MUJER EMBARAZADA, ¡GLORIA!,
A SU BENDITA MADRE VICTORIA,
¡GLORIA AL RECIÉN NACÍO, GLORIA!.
SI TU TRAES DINERO,
TODA EUROPA  ES TUYA,
PERO SI NO LO TRAES,
NO HAY ACOGIDA NINGUNA, ¡GLORIA!,
A SU BENDITA MADRE VICTORIA,
¡GLORIA AL RECIÉN NACÍO, GLORIA!.
LA AFRICANA AL OÍR ESO,
SE CAYÓ DESMAYADA,
Y SU MARIDO LE DICE,
LEVANTA ESPOSA AMADA, ¡GLORIA!,
A SU BENDITA MADRE VICTORIA,
¡GLORIA AL RECIÉN NACÍO, GLORIA!.
Y DESDE ALLÍ SE FUERON,
AL OPEN ARMS RECOGIDOS,
Y ENTRE EL CALVINI Y EL SÁNCHEZ,
NACIÓ EL VERBO DIVINO, ¡GLORIA!,
A SU BENDITA MADRE VICTORIA,
¡GLORIA AL RECIÉN NACÍO, GLORIA!.
EL CALVINI LE GRUÑE,
Y EL SÁNCHEZ LE BAJEA,
Y EL AFRICANO CHIQUITO,
DORMIDITO SE QUEDA, ¡GLORIA!,
A SU BENDITA MADRE VICTORIA,
¡GLORIA AL RECIÉN NACÍO, ¡GLORIA!

Salmo 23 del siglo XXI en la Europa del Sur – adaptación para cristianos de piedra

Dedicado a Open Arms, Médico sin Fronteras, Sea Watch y tantas y tantas ONGs que dan su vida por los demás.

Los barcos de rescate son mis salvadores

nada me falta,

en mares de agua fresca me hace reposar,

me conduce a olas tranquilas

y reparan mis fuerzas.

Me guían por el camino seguro y justo

haciendo honor a su nombre.

Aunque pase por países y aguas tenebrosas

ningún mal temeré

porque ellos están conmigo.

Sus brazos y sus manos me dan seguridad.

Me preparas la comida en frente de mis enemigos,

lavas mi cuerpo y mi cabeza

y mi copa rebosa de agua potable.

Tu amor y tu bondad me acompañan

todos los días de mi vida.

y habitaré en el planeta de todos

por años sin término.

(Es una adaptación del Salmo 23 de David dedicada a los católicos que ven a Dios en estatuas pero no son capaces de verlos en en el prójimo. Que rezar no es repetir como un loro para sentirte bien: es despertar. A ver si abren los ojos.)

Aquellos católicos hipócritas

Fotografía de la página de Facebook de Open Arms

Se parten el pecho diciendo que son españoles y que defienden la herencia de Isabel la Católica, la unidad de España y la catolicidad de esta tierra de María. Son más cristianos que nadie. Comulgan a diario. En misa, se pelean por subir al estrado y leer la lectura que le deja el cura para saciar sus egos. Se persignan para que les vean todo el mundo. Salen de misa y se quedan en la puerta charlando un rato. También para lo mismo, para que les vean. Van a todas las procesiones. Les encantan esas llamadas procesiones extraordinarias (cada vez más ordinarias) en las que salen de chaqueta a cara descubierta. Para que les vean. 

Cuelgan todo en las redes sociales. Lo buenos que son. Lo piadosos que son. 

Son los guardianes de la moral, la integridad española. Ellos y nada más que ellos son España. Dueños de sus valores y su bandera.

Por eso defienden lo suyo y odian lo externo. Los inmigrantes, esos malnacidos que huyen de sus tierras para llegar a la nuestra. A quitarnos nuestras casas, nuestras costumbres, nuestra fe. A destrozar lo construido. Y gritan ¡Hay que echarlos! y te gritan ¡Llévatelos a tu casa! Como si España no fuera nuestra casa, la casa de todos. Pero no. Ellos piensan que España es suya.

Sigue leyendo