La nueva homofobia en las redes sociales.

Foto Pixabay

Foto Pixabay

La homofobia de hoy se ha adaptado a las redes sociales. Ya no te pueden decir tan fácilmente maricón por la calle porque te pueden grabar en vídeo o denunciarte. Insultar no está hoy tan tolerado y el homófobo ha cambiado de estrategia.

Veía los comentarios sobre el estudio provincial hecho por Jerelesgay y estos desprendían esa homofobia. Por un lado, los pocos comentarios. El silencio. El silencio también es homofobia. El callarse. El no denunciar. El mirar para otro lado cuando a una persona se la discrimina por ser gay, lesbiana, transexual o bisexual.

Otro de los recursos del homófobo o la homófoba, que también las hay y muchas, es no comentar nada  de lo que dice el estudio y soltar el mantra de que no está de acuerdo con el ‘lobby’ gay. Realmente, cuando se refiere al ‘lobby gay’ lo que está queriendo decir es que ‘no soporto que gays, lesbianas, transexuales, bisexuales, visibles, sin complejos, accedan a puestos de poder o reconocido prestigio como jueces, médicos, políticos, etc.’

Otro recurso muy de moda es decir ‘que no estoy de acuerdo con la ideología de género’, que es lo mismo que querer decir ‘no soporto que mujeres y hombres tengan los mismos derechos, que existan políticas que igualen a las personas y sobre todo, que pongan a lesbianas, gays, transexuales y bisexuales al mismo rasero que los que somos normales’.

Con esto consiguen, además del acto homofóbico, que la gente no lea el contenido del artículo periodístico y se enfrasquen en lo que quieren los homófobos: el follón y desprestigiar al colectivo LGTBI.

Sigue leyendo

Visibilidad homosexual en los cargos oficiales #LGTBI

Gobierno Pedro Sánchez - (c) La Moncloa

Gobierno Pedro Sánchez – (c) La Moncloa

El que una persona sea homosexual, bisexual, transexual, no le da más capacidad o menos para hacer lo que hace todo el mundo. La sexualidad no influye en tus habilidades. Por lo tanto, no es un dato importante a la hora de realizar un trabajo.
Hago esta reflexión al caso de que nos hemos encontrado en el nuevo gobierno socialista con dos ministros abiertamente gays.
¿Y a mí que me importa? Dirá más de uno. Es algo que irrelevante, que no tendrían ni que contar, dirán otros.
Pues bien, es verdad, no debería nadie en su profesión tener quedar explicaciones de su sexualidad, pero en el caso de los ministros, yo pienso que no está mal que lo hagan.
La visibilidad de la homosexualidad es muy importante para todas las personas que son homosexuales y tienen que asumir que lamentablemente y a pesar de todo lo que se ha avanzado en España, son ‘distintos’ al resto de la población y serán víctimas del rechazo y la homofobia por una parte de la población, cada vez más pequeña, pero que hace mucho ruido. Recuerden el autobús naranjito.
Frente a los casos de crítica, el ver que otras personas llegan a puestos tan altos, anima al homosexual a salir del armario ante su familia, compañeros de trabajos, etc…
Un ministro homosexual era impensable en los años 50. Hoy, ya se puede. Es un gran paso y hay que agradecerles su visibilidad porque abren camino.
Pero queda mucho por andar. ¿Para cuándo ministras lesbianas? La mujer lesbiana se enfrenta a una doble discriminación. La que ya lleva implícita por ser mujer y de regalo, la que lleva por ser lesbiana.
El caso de la diputada madrileña Carla Antonelli ha llevado también la dignidad de las personas transexuales muy alto.
Tenemos que agradecer, insisto, esta visibilidad para ayudar al resto, Ser un personaje público tiene esas.
No os podéis imaginar lo mal que se pasa en el armario. Hace poco me encontraba con la ex concejala jerezana Antonia Asencio. Siempre que la veo se lo recuerdo. Cuando yo tenía 20 años (año 1985) estaba en el armario. Una de las consecuencias de estar en el armario es que no conoces a gente como tú. Me ayudó mucho llamar a aquél teléfono de información sexual y que ella me atendiera. Me puso en contacto con asociaciones. Pude conocer gente y pude darme cuenta de que ni era el único ni que era un bicho raro.
Hemos adelantado mucho desde aquellos años hasta hoy. Pero aún queda mucho por avanzar.
Por ejemplo, es labor del nuevo gobierno el ilegalizar – qué iluso soy – o por lo menos, quitar todo tipo de ayudas públicas a las organizaciones que no admiten a personas homosexuales en su seno y en sus áreas de gobierno por el mero hecho de serlo.
La gente LGTBI siempre vamos de la mano de las mujeres, que nos abren el camino con su feminismo. De hecho, el origen de la homofobia a los gays, es que ‘nos parecemos a las mujeres’. También el gobierno debe ir contra las organizaciones que impiden acceder a su entidad a mujeres u otras organizaciones similares, que sí aceptan mujeres pero le impiden llegar a los órganos de gobierno. Eso pasa hoy en España en 2018 y nadie mete mano a este asunto. Si, todos y todas estamos pensando en las mismas organizaciones: las religiosas. Pero no ha habido todavía valentía para que se nos respete la igualdad de derechos para todas las personas. Espero que algún día la haya.

La @FELGTB reclama a Ministerio Interior medidas urgentes contra agresiones por LGTBfobia

Homofobia

Homofobia

La Federación Estatal de Lesbianas, Gais, Transexuales y Bisexuales, FELGTB, reclama la implicación del Ministerio del Interior para afrontar con urgencia las agresiones contra personas LGTB cuyas denuncias han venido aumentando en 2016.

Hace sólo unos meses FELGTB lanzó la campaña #ConLaVozBienAlta para promover la denuncia de los crímenes de odio ante la conciencia de que las agresiones y discriminaciones que llegaban a la policía suponían sólo la punta de un iceberg de LGTBfobia que debía ser visibilizado. En lo que va de 2016 han proliferado las denuncias de esta clase de violencia con casos en Granada, Sevilla, Santiago y Madrid, donde tan sólo en la noche del pasado sábado hubo tres agresiones recogidas por el Observatorio Madrileño contra la LGTBfobia de Arcópoli.

La seguridad en las calles debe ir acompañada de apoyo y justicia para las víctimas de estas agresiones, pero esas medidas quedarían incompletas si no se aborda de forma transversal la prevención de estos delitos con una Ley por la igualdad LGTBI de ámbito estatal que contemple políticas educativas, de formación de profesionales, de visibilización de la diversidad sexual y de género, etc.

“El aumento de las denuncias por agresiones a personas transexuales, homosexuales o bisexuales requiere de medidas urgentes. No vamos a permitir que la gente se acostumbre a nuestro dolor ni a nuestras heridas, queremos la implicación del Ministerio del Interior para garantizar la seguridad en las calles y queremos un Gobierno que garantice medidas concretas y contundentes por la igualdad real. La lucha contra la LGTBfobia requiere de la implicación y la coordinación de todas las administraciones”, ha señalado Jesús Generelo, presidente de FELGTB.

Subvenciones de @ciudadjerez , sí, pero con compromiso en defensa de la igualdad #LGTB #Jerez

Homofobia

CRISMHON es la asociación de cristianos y cristianas LGTB de Madrid

 

Viendo el portal de transparencia del Ayuntamiento de Jerez, me sorprendo al ver el destino de las subvenciones que se han dado en los últimos años: las hermandades.
No digo que no se las merezcan por las obras sociales que hacen, pero la Iglesia Católica tiene que aprender a subsistir de una vez por todas por sus propios medios y no por los que el Estado le dé. Primero, porque la Iglesia tiene un gran capital humano: los bautizados, a los que les debe exigir que cooperen económicamente con el sostenimiento de ésta si es que quieren estar comprometidos con ella. ¿Pueden imaginar ustedes cuánto dinero conseguirían si cada bautizado diera un euro al mes?  Segundo: por justicia. La Iglesia Católica tiene una serie de normas que discriminan a determinados colectivos. Colectivos que por ser ciudadanía, con sus impuestos, colaboran con el sostenimiento de la Iglesia por decisiones políticas contra su voluntad, creando situaciones muy paradójicas como por ejemplo, que personas divorciadas o personas homosexuales, actualmente con sus derechos civiles relativos al matrimonio, no reconocidos por la Iglesia, estén pagando con sus impuestos a esta organización religiosa, como estamos viendo en las últimas subvenciones dadas por nuestro ayuntamiento.
El ayuntamiento de Jerez debe ser exquisito en elegir a quien dar una subvención. Opino que debería hacer firmar a las entidades beneficiadas una declaración de intenciones en las que se respeten los principios de la Constitución Española relativos a los derechos elementales de las personas, como es el derecho a la igualdad.
No se puede consentir que una entidad pública como es nuestro ayuntamiento subvencione a organizaciones tales como las hermandades y cofradías, en las que a día de hoy, si no me equivoco, y que alguien me corrija en tal caso, no estarían dispuestas a tener como hermano mayor a un hombre o mujer divorciado y vuelto a casar en segundas nupcias por lo civil, o a una persona gay, lesbiana, transexual o bisexual con, como dicen algunos sacerdotes, ‘demostraciones públicas de su condición‘. Y puntualizo esto, lo de demostraciones públicas de su condición porque conozco a muchos homosexuales en el mundo cofradiero que son respetados. Eso sí, son respetados porque no hacen pública su condición.

¿Tienen que tener los homosexuales de España su voto hipotecado al PSOE por la ley de matrimonios? #LGTB

VOTO LGBT

VOTO LGBT

Ayer, en el debate a tres de El País, me quedaba sorprendido en los últimos momentos, en ese minuto de oro que dejan al candidato en algo que dijo Pedro Sánchez, refiriéndose a los logros sociales que el PSOE había conseguido las veces que ha gobernado. Logros que hay que reconocerlos, cierto es, como la ley de dependencia, las leyes de igualdad o la ley del matrimonio homosexual, pero dijo algo que me molestó: dijo que lo habían hecho solos. 

NO, Pedro, solos no. El PSOE se hizo eco de demandas de la sociedad. Realmente cualquier otro partido de izquierda lo hubiera hecho. Estoy seguro que si IU hubiera gobernando, también lo hubieran hecho.

Pero NO. Solos no. Antes que el PSOE aprobara la ley de matrimonios del mismo sexo, muchos activistas, mucha gente valiente a la que yo no le llego ni a la altura del tacón, se comprometieron, salieron del armario en los peores momentos y labraron el futuro posible para que cuando el PSOE gobernara se consiguiera ese hito.

Pero no es mérito sólo del PSOE. El PSOE tiene su mérito, pero no es sólo suyo.

Y por supuesto el PSOE no puede pretender – no es la primera vez que lo hablo – que los homosexuales estemos hipotecados a ellos de por vida porque nos hicieran ese favor. Porque sí, claro que se valora la aprobación de la ley, pero eso no te impide que sufras con las medidas que el PSOE de los últimos años de Zapatero – cuando nos falló -, ese PSOE que se doblegó a la UE perdiendo todo lo que le quedaba de izquierda.

No, PSOE. Los votos de los homosexuales no son vuestros ni son votos de nadie. Se os agradece lo que hicisteis, pero ya está. Si por algo se luchaba era por la libertad de ser como uno es. Y hoy somos libres. Con vuestra inestimable ayuda. Pero hasta nuestro voto es libre.

 

Los cuatro años de PP, retroceso en derechos para gays, lesbianas, transexuales y bisexuales en España.

Cuando se cumplen cuatro años de la mayoría absoluta que catapultó a Mariano Rajoy al Gobierno, la Federación Estatal de Lesbianas, Gais, Transexuales y Bisexuales, FELGTB, hace balance de las políticas LGTB de la legislatura.

El resultado es lamentable en cuanto a Derechos Humanos se refiere: se ha desmantelado la sanidad universal, se ha excluido a las mujeres sin pareja varón del acceso a las técnicas de reproducción asistida en la sanidad pública, se ha descapitalizado la prevención del VIH y se ha desterrado del currículo escolar la educación en diversidad sexual, de género y familiar.

A su favor está el trabajo realizado desde el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad que hace tan solo unas semanas ha presentado Abrazar la diversidad, una guía de acción para reforzar la prevención, la detección y la actuación frente a situaciones de discriminación en los centros educativos por cuestión de orientación sexual. Sin embargo, el trabajo del Ministerio de Educación al respecto ha sido peor que nulo ya que eliminó la única asignatura que trataba la diversidad sexual, de género y familiar, Educación para la Ciudadanía, precisamente usando este temario como excusa. Al mismo tiempo, el reparto de horarios curriculares ha dejado reducidas las oportunidades para trabajar las diferentes diversidades y hacer una educación centrada lo más posible en las circunstancias del alumnado.

Sigue leyendo

¿De rodillas para siempre ante el PSOE por ser homosexual?

El tweet que ha escrito Enric Sopena, director de  El Plural, da que pensar:

No parece sino que el ser homosexual ya implica una situación eterna de agradecimiento al PSOE por la legalización del matrimonio homosexual,  que da un cheque en blanco para tener que aguantar todas las tropelías a las que los/as socialistas de nómina en el partido nos tienen acostumbrados.
Primero, dejar una cosa clara: El matrimonio homosexual en este país no es sólo cosa del PSOE, es sobre todo, consecuencia de la lucha de muuuuuuucha gente, conocida y anónima, a lo largo de la historia que lucharon por los derechos LGTB (si usted no es el obispo de Alcalá de Henares, que lo conoce también, se lo traduzco: Lesbianas, Gays, Transexuales y Bisexuales). Mucha gente que pagó esa lucha con la muerte, la cárcel y el robo total de su vida. Hay que agradecer el compromiso del PSOE en ese momento, pero ya está. Al PSOE y a los partidos que apoyarona la leye en ese momento.
Porque, y segundo, a los partidos políticos no sólo se les juzga por lo bueno que hacen, también se les juzga, sobre todo, por el mal que hacen. Y de nada sirve que el PSOE te de un beso, para darte cinco guantazos después. Creo que me explico bien ¿no? Porque sí, en muchas cosas no lo es, pero en otras y aunque les duela, el PSOE y el PP la misma mierda es.